Proyecto Duas

Artisteamos y comunicamos – infoduas@gmail.com

HOMBRE MUERTO NO SABE VIVIR

El mes de julio se inaugurará en nuestras pantallas lleno de corrupción y drogas en la Costa del Sol, el escenario elegido por Ezekiel Montes para su primer largometraje como director. El próximo viernes 2 de julio, llega a nuestros cines Hombre muerto no sabe vivir, después de su paso por la Sección Oficial de la 24ª edición del Festival de Cine de Málaga y distribuida por Filmax.

Rodada entre Málaga, Cádiz y Marbella, este thriller con tintes de cine negro en costa andaluza se mete de lleno dentro de una organización criminal que controla (o cree tener controlado) el negocio de las drogas y la política, entre otros escenarios.

Ezekiel Montes, además de productor y guionista de esta producción, cataloga en diferentes fases un equipo de hombres aún pendientes de la crisis del ladrillo que intentan sacar adelante una época dorada del narcotráfico que ya quedó atrás. En sus numerosos intentos de recuperación, asistimos a la historia de un rey a punto de ser destronado, acompañado de un fiel compañero que en ningún momento le deja en la estacada. Las influencias directas y reales aparecerán solas en la mente del público, así como las relaciones entre padre e hijo y la lucha de las herencias que en ningún gremio parece tener tregua. Atendiendo a un cambio generacional y a unas nuevas formas de enfocar el business, Hombre muerto no sabe vivir se llena de microhistorias que van dando forma a la idea original y final del enviciado mundo de las drogas, el único negocio fiable en el que la gente sigue invirtiendo.

El equipo de actores lo capitanean Manuel de Blas y Antonio Dechent, dos fieras a la caza de acción, acompañados de Elena Martínez, Jesús CastroPaco Tous, Nancho Novo, Juan FernándezJuanma Lara, Roberto Garcia y Manolo Caro. Un último nombre que encaja en este tablero de peones es el de Rubén Ochandiano,cuya entrada es la mejor sorpresa por todo lo que es capaz de proponer y arrastrar. El punto de viraje es este Ángel, capaz de desordenar a todos los demás y sobrevivir sin control en la mente del espectador. Donde todo es oscuro y criminal, Ochandiano se sabe retorcer aún más para demostrarnos que el suyo no va a ser uno de los hombres prototípicos de los que se rodea. Por ejemplos como este, no entiendo que Ochandiano no esté en más películas y escenarios, ya que la manera que tiene de encarnar a sus personajes es un regalazo. Me parece un actor con el que disfrutar siempre porque juega sin límites.

Si con el equipo masculino no nos hemos sorprendido, tan férreo en mostrar ejecuciones despiadadas y sin poco justificación, tampoco vamos a hacerlo con las pocas ocasiones que da esta película en cuanto a mujeres en el reparto, negadas a tener cualquier protagonismo o tratamiento que no se salga del enfoque práctico de sacrificio y abuso o molestia que hay que quitar del mapa.

En su hora y media larguísima y con el único gancho de una nueva droga en la ciudad que destroza a sus consumidores, los cambios llegan en forma de viaje moral, sangriento y, por supuesto, violento. Las escenas de sangre desbordan y son utilizadas para revelar puntos de tensión con atajos de dinero, prostitutas y todo un merchandaising de pelea de gallos y desmembramiento de mafias y razas.

El manto técnico de planos aéreos arroja a nuestra imaginación la fantasía del escenario de estos mafiosos y, en contraposición, los planos más cortos no son tan arriesgados y pierden fuerza en algunas ocasiones en las que deberían haber resultado triunfales. Esto y algunos descuidos que rompen el hilo conductor a veces, como fallos de racord imperdonables y torpeza de planos que nos alejan de la que iba a ser la gran escena de tiros, hacen flaquear el relato, perder la magnitud de lo que se quiere contar y ofrecer un final desinflado.

Hombre muerto no sabe vivir intenta lucirse con el uso de la violencia y con una exploración nada nueva del narcotráfico y flojea en demasiadas ocasiones que se van acumulando sin gracia. De todas formas, hay algo en esta producción que me hace estar deseando ver ya la segunda película que ya prepara este director porque seguro tiene mucho que demostrar aún.

La historia gira en torno a Tano, quien ha trabajado toda su vida para Manuel, un empresario de la construcción que en épocas mejores controló toda la ciudad. Ahora, arrastrando aún la crisis y en la vejez de ambos, Tano ve cómo Manuel ya no puede llevar la empresa y todo el negocio se enfrenta a un cambio generacional, a nueva gente y métodos pero con la misma violencia de siempre.

Amanda H C

Más cine

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Twitter

Follow us!

Enter your email address to follow this blog and receive notifications of new posts by email.

Únete a 105 seguidores más

Instagram

No se encontró ninguna imagen en Instagram.

imágenes

Algunas de las imágenes que aparecen en esta web han sido sacadas de internet. Si deseas que alguna sea retirada, sólo tienes que enviarnos un e-mail (infoduas@gmail.com) y la eliminaremos. Gracias.

Duas recomienda:

Quinta del Sordo

Quinta del Sordo

Nave 73

Nave 73

Plataforma de Arte Contemporáneo

Plataforma de Arte Contemporáneo

Una Caja de Sorpresas

Una Caja de Sorpresas

Ornitorrinco Films

Ornitorrinco Films

A %d blogueros les gusta esto: